Canarias:Donde más crece la miseria

SARAY ENCINOSO | Santa Cruz de Tenerife

La Dictadura se recuerda como un tiempo de recorte de libertades y de austeridad extrema en su mayor parte.Pero,¿Éramos más pobres entonces o ahora?

El concepto de pobreza ha evolucionado igual que lo ha hecho la sociedad.Los pobres de la década de los 70 no son los mismos que los pobres de ahora porque la pobreza se mide en relación a la renta media de cada época,pero la comparación desvela una realidad preocupante.

En los últimos 35 años la tasa de pobreza monetaria relativa ha crecido en al menos diez puntos en Canarias,según una investigación realizada por el profesor de la Universidad de La Laguna José Saturnino Martínez.Este dato es alarmante,pero más impactante es que en ninguna otra comunidad la pobreza haya aumentado tan rápidamente como en Canarias.Para sacar estas conclusiones Martínez ha utilizado los datos publicados por la OCDE desde el año 1973.El organismo solo tiene cifras oficiales desgranadas hasta 2008.No obstante,él ya está inmerso en otro estudio utilizando datos cruzados de otras instituciones,como el Instituto Nacional de Estadística (INE),para analizar la evolución (siempre negativa)de estos porcentajes y su incidencia en la sociedad.

Las cifras revelan,además,que la precariedad no aumentó al mismo ritmo durante estas décadas.Fue entre 2007 y 2008 cuando se disparó.Entre los años 1973 y 2007 el indicador prácticamente no sufrió variación:Pasó del 17,92% al 17,70%.Sin embargo,en solo un año se produjo el cambio.En 2008 se llegó hasta el 26,3% y desde entonces “Ha seguido creciendo”.

Solo dos comunidades autónomas superaban en 2008 la tasa de pobreza canaria,Andalucía y Extremadura.

“Igual que crecimos más rápidamente,también nuestro poder adquisitivo cayó de manera más veloz”,explica.El profesor,que colabora con prestigiosos medios como Le Monde,El País o Diarioes,acaba de trasladar sus conclusiones a un libro,Estructura social y desigualdad en España, donde analiza los problemas a los que se está enfrentando España como consecuencia de la crisis. La explicación es conocida:El origen de casi todo está en “el desplome del ladrillo”,especialmente en el caso canario.

El porcentaje de ‘ninis’ se ha mantenido:Siempre es el doble del índice de paro

Mientras la economía iba bien el problema de la desigualdad económica parecía secundario. “Si todos crecíamos, ¿Qué más daba que unos lo hiciesen más que otros?”, se pregunta Martínez en su libro.Ahora,después de cinco años en caída libre,la crisis ha demostrado que la desigualdad está aumentando, pero no porque los ricos sean más ricos, sino porque los grupos más débiles están perdiendo capacidad adquisitiva a la velocidad de la luz. “Ser nini, mileurista o fracasar en la escuela está directamente relacionado con la clase social”.

A pesar de la creencia popular, el ascenso de la desigualdad no es una consecuencia directa de la crisis. “En Grecia la desigualdad ha disminuido”.En otras naciones ha ocurrido lo contrario, pero no como aquí. En la actualidad,España está en los mismos niveles de desigualdad que Lituania o Bulgaria.Este desolador panorama fue puesto de manifiesto hace unos días, cuando la Fundación Alternativas presentó el primer informe sobre la desigualdad en España. En el documento se da cuenta de cómo la debacle económica y las políticas impuestas están pasando factura.Según este análisis,“La desigualdad en España está en el nivel más alto de la democracia”.

EL DESEMPLEO JUVENIL

El desempleo entre los jóvenes se ha multiplicado desde que en 2008 la crisis cruzó el Atlántico.A partir de ese momento los políticos empezaron a elaborar un sinfín de propuestas que tienen un denominador común:Dar oportunidades a los más jóvenes. Sin embargo, para Saturnino Martínez y otros expertos este no es el problema de fondo.“No hay una regla en las ciencias sociales que sea tan exacta como esta:El paro juvenil siempre es el doble que el paro general.En España, desde que se tienen datos,siempre ha ocurrido así,y con la crisis se ha repetido esta tendencia”.

Esta regla de tres no significa que haya que olvidar que hay miles de jóvenes que no pueden acceder a un empleo,sino que hay que tener presente que “esta realidad no podrá cambiar hasta que no se pongan en marcha políticas de empleo dirigidas a toda la población”.En Canarias y en España estas cifras son más alarmantes porque el paro total es más elevado que en la mayoría de los países de la zona euro.La escasa formación de la población vuelve a ser la clave.

El indicador actual es superior al que se registró a finales de la Dictadura

Así y todo, este experto recuerda que los jóvenes siempre tendrán más oportunidades de cambiar su futuro.En la mayoría de los casos cuentan con más tiempo,tienen más predisposición al aprendizaje y no tienen cargas familiares.La emigración es una opción para ellos, pero para los padres desempleados de más de 50 años es una tragedia.

“Poner el foco en la juventud en vez de en la desigualdad de clases es una forma de tergiversar el debate público,pues se presenta como problema juvenil lo que es una desigualdad de oportunidades según el origen social.Parece que preferimos pensar que tenemos problemas juveniles en vez de pensar que los jóvenes,según en la familia que nazcan,tienen oportunidades muy diferentes. Con los años se deja de ser joven,pero no se acaba con las clases sociales”.

Quizá el reto esté en saber que siempre hemos sido diferentes,hace treinta años y ahora,pero no tan desiguales.

CÓMO SE MIDE HOY LA PENURIA

Los pobres de España no son los mismos que los de México ni que los de Estados Unidos.La explicación es el método que se usa para medir la miseria.Para establecer este umbral de la pobreza relativa los expertos ordenan de menor a mayor los ingresos de las familias de todo un país y seleccionan el valor situado en el centro, cifra que denominan la mediana.Las familias cuyos ingresos no alcancen un determinado porcentaje de esta cifra se consideran en situación de pobreza relativa. La Unión Europea y la OCDE establecen el 60% de la mediana como la línea de la pobreza relativa.Esta forma de cuantificar la pobreza hace que personas con empleo precario puedan estar dentro del grupo de pobres (relativos).También explica que medir la pobreza hoy no sea igual que hace veinte años.

http://www.diariodeavisos.com/canarias-donde-mas-crece-miseria/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s